La crónica del 10N en Córdoba

PSOE y PP empatan a dos escaños en el 10N en Córdoba. Cs pasa de tercera a quinta fuerza mientras VOX se corona como el gran triunfador de la noche electoral. Unidas Podemos pierde votos pero mantiene su escaño

PSOE

El Partido Socialista gana las elecciones del 10N en Córdoba pero empata a escaños con el Partido Popular, y lo hace tras una noche en la que los socialistas contaron con hasta 3 diputados prácticamente durante todo el escrutinio. Sin embargo, los últimos recuentos acabaron por decantar la balanza del lado del partido popular, dando lugar a un empate a dos en escaños.

En general, y pese a perder 20.000 votos con respecto a los comicios de abril, el Partido Socialista logra una victoria holgada tanto en la provincia de Córdoba como en la capital.

A lo largo de la noche, los socialistas vieron como las diferencias con el Partido Popular se reducían, pasando de un 40 por ciento de los votos con un diez por ciento del escrutinio al 33 por ciento final. Una pérdida de apoyos que no tuvieron su consecuencia hasta pasado el 95 por ciento del recuento, cuando el tercer diputado de los socialistas, Antonio Hurtado, se quedó a las puertas del Congreso.

Finalmente, serán el actual Ministro de Agricultura del Ejecutivo de Sánchez, Luis Planas; y la carloteña Rafi Crespín los diputados socialistas por Córdoba tras unas elecciones que dificultan aún más la estabilidad en el Gobierno.

PP

El Partido Popular mejora sus resultados en la provincia de Córdoba con respecto a las elecciones del mes de abril. Obtuvo el 22,5% de los votos, lo cual supone una subida del 11,8% con diez mil quinientos votos más que en los últimos comicios generales.

Con esta subida del partido de centro derecha, la lucentina María de la O Redondo se convierte en la segunda representante de los populares junto a Andrés Lorite, que mantiene su sitio en el Congreso de los Diputados.

En la capital cordobesa, el PP empata con el PSOE con el 25% del escrutinio.  Solo les separan sesenta y tres votos. Unos resultados que afiliados y simpatizantes siguieron atentamente en un céntrico hotel de la ciudad, muy cerca de donde tienen su sede.

Conforme avanzaba la noche y la crecida de los populares se hacía más evidente en el 10N en Córdoba, la alegría era visible en las caras de pesos pesados del partido en Córdoba como Adolfo Molina, Antonio Repullo, Andrés Lorite, Fernando Priego, o Juan José Primo Jurado. No obstante, la suma de la teórica coalición PP-Ciudadanos-VOX da 150 escaños, y se queda lejos de la mayoría absoluta.

VOX

Al igual que en el resto de España, Vox irrumpe con más fuerza que en los comicios del mes de abril. En la provincia de Córdoba tras el 10N, ha logrado el 18,5% de los apoyos y más de veinticinco mil votos más con respecto a las elecciones de hace seis meses y medio. Lo cual le deja con más de ochenta y dos mil votos.

La subida se traduce a nivel porcentual en el 44,3%, llamando la atención por ejemplo su victoria en Lucena con el 31,3 % de los votos o su segunda posición en Puente Genil, Priego de Córdoba, Cabra, Baena, Montoro y Peñarroya.

Con este resultado, José Ramírez conserva su escaño como diputado. En Córdoba capital, Vox ha quedado tercera con el 20,2% de los votos escrutados, pasando de ser quinta a hacer el sorpasso a Unidas Podemos y Ciudadanos, cuarto y quinto respectivamente.

Los afiliados y simpatizantes no podían estar más contentos con los resultados. La confianza del electorado en la provincia les otorga mayor músculo político del que tenían hace apenas unos meses.

Unidas Podemos

Unidas Podemos mantiene su escaño por Córdoba en el Congreso de los Diputados pero sigue perdiendo fuerza. La formación de Pablo Iglesias acabó dejándose en Córdoba, de nuevo, más de 6.000 votos, aunque terminó por beneficiarse del descalabro de Ciudadanos para mantener su escaño.

En total, Unidas Podemos obtuvo el 14,48 por ciento de los apoyos con poco más de 64.000 votos. Durante la primera mitad del escrutinio, sus apoyos aumentaron del 13 a casi el 15 por ciento. A medida que transcurría la noche, los resultados se estancaron en las cifras finales de 64.000 votos.

En definitiva, una noche en la que la sede de Podemos en la calle Adarve se vivió con estupor no tanto la pérdida de votos por parte de Unidas Podemos como sí el enorme crecimiento de Vox. Un hecho que, para la única diputada de la formación morada, Martina Velarde, tiene un claro culpable: Pedro Sánchez.

Ciudadanos

Decepción y tristeza en Ciudadanos. La acentuada caída del partido naranja le hace bajar a la quinta posición en la provincia de Córdoba. Con respecto a las elecciones generales del 28 de abril, la formación pierde casi cuarenta y cuatro mil votos. Finalmente, se quedó con treinta y seis mil votos.

En la capital cordobesa, donde Ciudadanos es socio de Gobierno del PP en el Ayuntamiento, se quedó por debajo de los veinte mil votos. Un desplome que simpatizantes y afiliados palparon durante la noche electoral en su sede de Llanos de Pretorio y que les afecta de forma significativa.

Marcial Gómez Balsera pierde su escaño como diputado en el Congreso y, por tanto, la representación en el nuevo parlamento que se constituirá a principios del mes de diciembre. Duro revés para un partido que no ha podido sacar partido a su representatividad en el Ejecutivo local.