Cáritas Córdoba visualiza la realidad de las personas sin hogar con una jornada de puertas abiertas

La casa de acogida ‘Madre del Redentor’, de Cáritas Córdoba, ha acogido una mesa redonda, un desayuno popular, una actuación musical y hasta una exposición de cartelería

 

Cáritas Córdoba ha organizado este viernes una jornada especial en la que ha abierto las puertas de su casa de acogida ‘Madre del Redentor’. La jornada se ha planteado con el objetivo de sensibilizar acerca de la situación de las personas sin hogar de Córdoba. Además, ha sido una jornada de celebración y convivencia en la que ha habido todo tipo de actividades. Una mesa redonda, una exposición de cartelería, una actuación musical y un desayuno popular han protagonizado hoy un día especial en la casa de acogida ‘Madre del Redentor’.

Una casa de acogida que, en estos momentos, se encuentra al completo. En total, hasta 40 personas sin hogar residen allí. Así lo ha apuntado esta mañana la responsable de Acción Social de Cáritas Córdoba en la casa, María Calleja, quien además ha explicado que “ahora mismo hay 37 personas esperando para entrar”. Sobre la situación del sinhogarismo en Córdoba, la trabajadora social ha destacado que “se ha diversificado mucho”. Tanto es así que, “según los estudios, cada vez hay más personas jóvenes y también más personas mayores”. Con ese motivo, desde Cáritas Córdoba llaman a la acción. Ya no se trata tan solo de visualizar esta triste realidad. Para Calleja, “es necesario adquirir un compromiso junto con las administraciones públicas para intenta paliar estas situaciones tan horribles con los recursos que existen”.

Casi 800 personas sin hogar acudieron a Cáritas en 2018

Maria Calleja y José Luis Rodríguez, en la casa de acogida ‘ Madre del Redentor’

En su atención a los medios previa al inicio de la jornada, la trabajadora social ha relatado cómo es el día a día de quienes residen allí. Básicamente, ha expresado Calleja, “se levantan, desayunan y se organiza un poquito, como todas las personas en su casa”. Una vez iniciado el día, cada persona dedica su jornada a sus propias necesidades. “Unas personas se dedican a buscar trabajo, otras con problemas sanitarios acuden a los servicios sanitarios específicos… depende de la situación de la persona”, relata.

Solo el año pasado, Cáritas Córdoba fue capaz de ayudar, a través de sus múltiples recursos, a casi 800 personas sin hogar en Córdoba. Entre las formas de actuar de la organización humanitaria se encuentran, según su responsable del programa de Personas sin Hogar, José Luis Rodríguez, “el dispositivo de Atención en Calle, el Ala de Baja Exigencia, los pisos Virgen de la Merced, el Hogar Residencia San Pablo y la propia casa de acogida ‘Madre del Redentor’.

En este sentido, Rodríguez ha lamentado que nos hemos acostumbrado a las personas sin hogar “como mobiliario urbano”. Una tendencia que “tenemos que romper” ya que “son personas, cada una con un rostro y una realidad diferente”. Por ello, con estas jornadas, Cáritas Córdoba sigue en su labor de “dignificar la situación de estas personas”.

El caso de Amanda, todo por su hija

Como ejemplo de esa triste realidad se presenta el caso de Amanda, una joven cordobesa que lleva desde 2013 viviendo en la calle. Madre soltera y en situación de exclusión social, esta joven luchadora agradece que “gracias a mi padre y el apoyo de su mujer seguimos luchando por mi niña”. Su hija, y también su faro.

Por ello, y pese a que “el mundo se ha venido abajo”, Amanda solo tiene en mente “luchar por mi vida, conseguir a mi hija y ser feliz”. Finalmente, y como muestra de una fuerza que solo el amor de una madre por una hija puede aportar, la joven deja claro un mensaje para quienes piensen en tirar la toalla: “la vida sigue, tienes que tener mucha ilusión, mucha fuerza y mucho empeño para conseguir tus metas, y las mías son conseguir mi trabajo y a mi hija”.