Córdoba se incorpora hoy al Sindicato Andaluz de Bomberos

Los Bomberos del Ayuntamiento de Córdoba pretenden mejorar las carencias de personal y material que tienen. Actualmente hay 15 personas por día por 35 en 2011

Los Bomberos del Ayuntamiento de Córdoba han presentado esta mañana en su sede del Parque Central de Bomberos Córdoba (Avd. de los Custodios) su unión al Sindicato Andaluz Bomberos para mejorar sus condiciones de trabajo y que el servicio que prestan crezca. El objetivo es dejar atrás las carencias personales y materiales que están sufriendo a día de hoy.

El secretario general del SABMiguel Sánchez, ha expuesto en la reunión informativa mantenida esta mañana que “es una enorme satisfacción que la ciudad de Córdoba se incorpora al Sindicato Andaluz de Bomberos. Conocemos las deficiencias de la ciudad, conocemos el gran nivel de profesionalidad que tienen sus bomberos y no entendemos la situación que están pasando tanto a nivel de instalaciones, formación y a nivel laboral los compañeros”.

Carencias de personal y de material

Sánchez ha añadido que “Córdoba es una capital de Andalucía y se merece tener un servicio de extinción de incendios eficaz y eficiente, y que tenga los recursos suficientes para cumplir nuestro objetivo: cuidar de las personas. Hablo de cuidar de cualquier ciudadano de Córdoba y de aquellos que vienen a visitarla y que pueden verse implicados en cualquier tipo de emergencia. Córdoba tiene que ser una ciudad puntera en Andalucía. La situación que vemos desde fuera es que se debe mejorar en las herramientas de trabajo y en seguridad jurídica”.

Por su parte, Gabriel Merchán,  secretario general del SAB en el Ayuntamiento de Córdoba, ha afirmado que “así no podemos continuar. Tenemos una cantidad de carencias a nivel de personal y de material que nos condicionan en nuestro trabajo. A día de hoy, estamos 15 personas por día y en 2011 estábamos 35. También tenemos presión pos cubrir las guardias. Cada día va a peor”.

Marcha por una “Ley Marco de Bomberos”

El pasado 19 de octubre hubo una reunión en Madrid donde participaron bomberos de toda España para conseguir una LEY MARCO con el fin de dar un salto de calidad en la atención de las emergencias, garantizando la prestación de este servicio esencial por bomberos profesionales, públicos y Agentes de Autoridad, en cualquier región del estado.