El Ayuntamiento fomentará eventos en el Palacio de Congresos que espera 50 citas hasta final de año

Bellido ha mostrado su apoyo al programa ‘Embajadores’ de dicho espacio, puesto que “Córdoba es un destino absolutamente seguro

José María Bellido firma el convenio con la UTE Palacio de Congresos de Córdoba – AYUNTAMIENTO DE CÓRDOBA

El alcalde de Córdoba, José María Bellido (PP), ha firmado este martes el convenio con la UTE Palacio de Congresos de Córdoba, representada por Juan Salado, para fomentar desde la administración local la celebración de eventos en dichas instalaciones ante la parálisis provocada por el coronavirus, aunque la programación empieza a recuperarse y se esperan unas 50 citas hasta final de año después de haber aplazado 39 en los últimos tres meses.

En declaraciones a los periodistas, acompañados por el delegado de la Junta en la provincia, Antonio Repullo; el delegado territorial de Empleo, Formación, Trabajo Autónomo, y Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad de la Junta, Ángel Herrador, y la primera teniente de alcalde y delegada de Turismo, Isabel Albás (Cs), el regidor ha valorado “el trabajo con ilusión y responsabilidad social” desde la citada UTE en estos meses “durísimos”.

De este modo, Bellido ha mostrado su apoyo al programa ‘Embajadores’ de dicho espacio, puesto que “Córdoba es un destino absolutamente seguro y ahí están las cifras y los datos objetivos de la evolución de la crisis sanitaria”, al tiempo que “es un lugar que sigue siendo igual de atractivo de antes para la celebración de eventos, congresos, ferias y encuentros comerciales” en “unas instalaciones únicas en el mundo por su ubicación y por sus características, que además se están mejorando”.

Ante ello, el regidor ha apuntado a “la necesidad de que Córdoba vuelva a reabrirse como destino turístico y de congresos”, algo en lo que “el Ayuntamiento se va a esforzar en hacer una campaña fuerte de promoción turística, que ya está dotada en el plan de choque para recuperar el turismo nacional, porque nos jugamos muchísimo, con el empleo de miles de personas en la ciudad”, ha advertido.

Asimismo, ha animado a todos los cordobeses a que “a partir de ahora ellos mismos sean también embajadores, igual que ya lo es formalmente el Ayuntamiento”, a la vez que desde la administración local “se va a trabajar desde ya para que haya eventos municipales que se hagan en esta sede, porque más allá del apoyo a una empresa local, que es importante, cumple con todos los requisitos de seguridad que van a ser norma en los próximos meses”, ha resaltado.

“La desescalada”

Mientras, Juan Salado ha comentado que “el convenio nace de una petición por parte del Palacio de Congresos debido al Covid para un apoyo y sensibilidad institucional de las cuatro instituciones de la ciudad, la provincia, la autonomía y el Estado español”, de modo que ha elogiado el apoyo del Ayuntamiento.

Al respecto, ha apuntado que “se trazan las líneas en relación a la desescalada que van a tener los palacios de congresos” y a tal efecto “desde el Consistorio hay un compromiso para apoyar el proyecto de esta ciudad, que en definitiva va a redundar en beneficio de proveedores locales y poner a Córdoba como destino turístico de congresos”.

En este sentido, ha avanzado que el Ayuntamiento impulsará eventos en las instalaciones de cara a “recuperar a las personas que hay ahora en ERTE; iniciar la actividad, previsiblemente, si no hay ninguna sorpresa, el día 1 de septiembre, y que puede haber de nuevo actividad de los proveedores homologados que hay en el Palacio de Congresos para desarrollar su actividad en este espacio”.

Según ha indicado, desde el inicio de la pandemia no se ha anulado ningún evento, sino que se han aplazado unos 39 al otoño y la primavera de 2021, a lo que ha añadido que han renunciado quedarse con el dinero entregado a cuenta por parte de estos congresos no celebrados y “se han dado todas las facilidades a los clientes para que se queden en Córdoba”, de modo que se han ofrecido fechas alternativas, “porque es el momento de ayudarnos entre todos”, ha resaltado.

Y hasta final de año “todos los eventos están un poco supeditados y cogidos con pinzas por parte de los organizadores porque no se atreven mucho a formalizar las cosas, al estar todos un poco en el limbo y en la incertidumbre”, a la vez que “también va a depender de los aforos”, destacando que “el Palacio de Congresos tiene su protocolo de seguridad implantado y es un espacio seguro”.

Por su parte, Ángel Herrador ha informado sobre las obras que se ejecutan en las instalaciones que “marchan a buen ritmo y la declaración del estado de alarma no ha supuesto ningún tipo de perturbación, más allá de las dos semanas de paralización de toda la actividad que se decretó por el Gobierno en torno a la Semana Santa”. Por tanto, todo marcha “de acuerdo con el calendario de obras”, ha remarcado.