Llega a la provincia el primer alumno del ‘Erasmus Agrario’ en Andalucía

Enrique Antonio Chico, procedente de Valladolid, completará una estancia formativa de cinco días en la explotación agrícola de Gabriel Montilla, dedicada al cultivo de leñosos, olivo y almendro, situada en la campiña cordobesa.

 El joven agricultor y el secretario general de UPA en la sede de la asociación agraria en Córdoba

El secretario general de UPA Córdoba, Miguel Cobos, ha recibido este lunes en la oficina central de dicha organización agraria en la provincia al primer alumno en Andalucía del Programa de Visitas Formativas de Jóvenes Agricultores en Explotaciones Modelo, el ‘Erasmus Agrario’, como ya se le conoce.

Según ha informado UPA, el joven agricultor, Enrique Antonio Chico, procedente de Valladolid, completará una estancia formativa de cinco días en la explotación agrícola de Gabriel Montilla, dedicada al cultivo de leñosos, olivo y almendro, situada en la campiña cordobesa.

En este proceso pedagógico, de la mano del empresario agricultor y con el apoyo del equipo técnico de UPA Córdoba, el joven podrá adquirir los conocimientos relativos al manejo y gestión de una mediana explotación dotada de mecanización y técnicas de última generación.

También visitará la Cooperativa Olivarera de Santaella y una planta de sección de frutos secos, ambas en la provincia de Córdoba. Además, podrá conocer el funcionamiento y el trabajo que realiza la organización agraria, especialmente en materia de asesoramiento a jóvenes agricultores, visitando la oficina de UPA Córdoba.

Este es un proyecto destinado a hombres y mujeres menores de 41 años, agricultores y ganaderos, incorporados a la actividad agraria en los últimos cinco años, que les va a permitir viajar y formarse en explotaciones modelo.

Es una iniciativa a nivel nacional, financiada por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación del Gobierno de España, que cuenta con la implicación y estrecha colaboración de UPA y de Cooperativas Agro-Alimentarias.

En esta primera edición se ha contado con un total de 51 explotaciones disponibles y, posteriormente, se ha hecho una selección entre los jóvenes agricultores inscritos, que finalmente han elegido la explotación en la que quieren realizar su ‘Erasmus’. Estos itinerarios formativos pueden durar entre cinco y 14 días, y se tienen que realizar en explotaciones agrarias situadas en una comunidad autónoma distinta a la del origen de los jóvenes solicitantes.

En Andalucía, además de este primer joven llegado a Córdoba, se espera a otro agricultor que hará su recorrido formativo en una explotación almeriense y, muy posiblemente, otro con destino Sevilla. Se trata de una experiencia piloto en la que UPA ha puesto esfuerzo e ilusión, pues entiende que es esencial para impulsar el tan necesario relevo generacional, uno de los mayores retos del campo español, clave para que el sector tenga futuro y continuidad.