Los efectivos de BRI X siguen con sus actividades de preparación para ser transferidos a la cadena operativa

Dentro de estas actividades se encuentran los ejercicios tipo Alfa de nivel compañía, jornadas continuadas de 30 horas y actividades de instrucción

Después de participar activamente en los dispositivos de la operación Balmis, en lucha contra la pandemia del coronavirus, todas las unidades de la Brigada ‘Guzmán el Bueno’ X, con base en Cerro Muriano (Córdoba), se centran en su principal objetivo: estar preparados para estar en condiciones de ser transferidos a la cadena operativa.

Para ello, según ha informado la BRI X en la web del Ejército de Tierra, consultada por Europa Press, las unidades están llevando a cabo un riguroso plan de preparación que permite desarrollar las actividades de instrucción y adiestramiento orientadas a tal fin.

Dentro de estas actividades se encuentran los ejercicios tipo Alfa de nivel compañía, jornadas continuadas de 30 horas y actividades de instrucción haciendo uso de las instalaciones de apoyo a preparación, así como marchas a pie y motorizadas en arco diurno y nocturno.

Un hito importante en la preparación de la ‘Guzman el Bueno’ es el ejercicio Egida, que tendrá lugar a finales de este mes, el ciclo de combate en ambiente desértico (Cicodes) y el periodo básico de instrucción que realiza el personal egresado del 2º ciclo de 2019, que pronto estarán totalmente integrados en su nuevo puesto táctico en sus unidades de destino.

Con estos ejercicios la Brigada X retoma el amplio y exigente programa anual de preparación que se lleva a cabo en el campo de maniobras de Cerro Muriano y en las instalaciones ubicadas en la base militar y en el Acuartelamiento de Soyeche, en el País Vasco, donde llevan a cabo su preparación los pizarros del Regimiento ‘Garellano’ 45.