Podemos culpa a la abstención de sus pobres resultados en Córdoba

Además de la abstención, la no participación en las instituciones también ha afectado. Volverán a la calle para reanimar la confianza

En su primera participación en unas elecciones municipales en Córdoba, Podemos ha logrado sólo dos escaños con 9.144 votos. No han podido servir de apoyo al bloque de izquierdas, que dejará de gobernar, y confirman la grave crisis que atraviesa la formación morada a nivel nacional. La abstención, y el no haber tenido representación previa en el Ayuntamiento, las causas. La entrada de la ultraderecha en el Gobierno en Córdoba, las consecuencia.

Así lo ha explicado esta mañana la candidata de la formación morada en Córdoba, Cristina Pedrajas, en una rueda de prensa para valorar los resultados de la jornada de ayer. Unos comicios en los que Podemos debía coger el testigo de Ganemos pero en los que, finalmente, ha quedado a la cola, muy por detrás de otras fuerzas como Ciudadanos, Izquierda Unida y Vox.

La abstención y la no participación en las instituciones

Así, para Pedrajas, las bajas cifras de votos responden, básicamente, a dos cuestiones. Por un lado, ha explicado la candidata, “no nos ha beneficiado la abstención”. Sin embargo, el mayor agravante ha sido “el no haber tenido representación previa en el Ayuntamiento”. Así, “otros partidos han tenido la posibilidad de tener cuatro años haciendo campaña ya desde el trabajo en la institución”. Un hecho por el que la formación morada ha venido “de nuevas”.

Con ello, la candidata ha manifestado que “en este momento, lo que pensamos es que dos concejales son una buena representación teniendo en cuenta de donde partíamos”. Eso sí, “hubiésemos deseado poder tener más para poder dar respuesta a nuestros seguidores”.

Comicios en los que Podemos ha sido de poca ayuda para dar continuidad a un gobierno de izquierdas como el actual. Este, dará paso a un bloque de la derecha constituido, como confirmo ayer Bellido, por Partido Popular, Ciudadanos, y Vox. Panorama que, para Pedrajas, es muy preocupante ya que “aparece no solamente la derecha sino la ultraderecha en la escena política y que no sabemos qué grado de influencia van a tener”.

Vuelta a los inicios

Lo que sí tienen claro es que, pese a todo, “vamos a seguir trabajando por los movimientos sociales, por la calidad laboral en los cordobeses y las cordobesas, por todas las problemáticas que hemos ido detectando”. Así, “llevaremos al pleno todo lo que nos permitan llevar”. Y, de esta manera, “intentaremos llevar propuestas tan bien elaboradas que los partidos de derechas no sean capaces de decir que no”.

La Responsable de la Provincia de Podemos, Patricia Carrascal, también ha participado en la valoración. Unos resultados que “no son buenos” y que “no se pueden disfrazar”. Carrascal ha explicado que “venimos de la calle, y no de la instituciones, por lo que no entrar en una institución no es algo nefasto”. Así, el objetivo ahora es “volver a los inicios, a la calle, a los movimientos, y a los colectivos”. Con ello, “fiscalizaremos esos gobiernos desde fuera de la institución”.