El SAS prorrogará los contratos de personal de refuerzo por COVID-19 hasta el 30 de junio

Aprobado un conjunto de medidas que incluyen mejoras salariales para residentes y más puntuación en la bolsa de empleo temporal del SAS

SAS

El Consejo de Gobierno ha aprobado una batería de medidas para mejorar las condiciones laborales del personal del Servicio Andaluz de Salud (SAS). Siempre y en estos momentos, está contribuyendo con su esfuerzo y compromiso a garantizar la atención sanitaria en la actual situación de excepcionalidad. Entre estas mejoras se encuentra prorrogar hasta el 30 de junio todos los nombramientos eventuales de refuerzo por COVID-19.

Además, se incrementará la puntuación para la bolsa de empleo temporal. Así, todos los trabajadores que estén reforzando las plantillas de los centros sanitarios, incluidos los contratados realizados con anterioridad, obtendrán el doble de puntuación por mes completo en el periodo comprendido entre el 1 de marzo y el 30 de junio de 2020 o el día en que finalice el estado de alarma.

Por su parte, como medida excepcional, las residencias de mayores y los centros sociosanitarios donde se preste asistencia sanitaria se entenderán incluidos como centro sanitario público a estos efectos. 

Igualmente, con el objetivo de agilizar la contratación de personal temporal, se modifica la situación de “no disponibilidad” de los candidatos en la bolsa de empleo. Desde el 6 de abril y hasta que finalice el estado de alarma, aquellos candidatos a los que no se pueda comunicar dos posibles ofertas de contratación pasarán automáticamente a la situación de “no disponible” durante treinta días naturales en lugar de los seis aplicados hasta ahora.

Personal sanitario en formación

En cuanto a los especialistas internos residentes de último año, se les prorrogará su contrato laboral. Para ser precisos, durante el tiempo que determine el Ministerio de Sanidad y de acuerdo con las comunidades. A aquellos que desarrollen las mismas funciones que los profesionales de su especialidad, se les abonará un complemento. En este caso, para equiparar su retribución a la de la categoría que realmente va a desempeñar.

Además, esta experiencia se les valorará igual que la categoría y/o especialidad correspondiente. Asimismo, se incrementarán las retribuciones a los residentes de primero a penúltimo año de formación a los que se prorrogue el contrato. Y que desempeñen, de manera provisional, las funciones propias de los residentes de los años siguientes. De esta forma, el actual complemento de grado se aumentará hasta igualar su retribución del puesto que realmente va a desempeñar.