Talleres en el Hospital Quirónsalud para ayudar a los pacientes respiratorios

Esta iniciativa tiene como objetivo enseñar a los enfermos de EPOC cómo controlar su enfermedad, así como concienciar sobre los efectos del tabaquismo

El Hospital Quirónsalud Córdoba ha organizado unos talleres destinados a ayudar a los pacientes respiratorios y dar a conocer a la población en general aspectos relacionados con patologías como la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC), así como concienciar sobre las graves consecuencias del consumo de tabaco, según ha indicado el jefe del servicio de Neumología del Hospital Quirónsalud Córdoba, Luis Manuel Entrenas.

El doctor Entrenas ha señalado que esta iniciativa, denominada Escuela de Pacientes Respiratorios, que comenzó ayer y se desarrollará también el próximo martes, consta de una sesión informativa, impartida por el propio doctor Entrenas y la especialista de Neumología del Hospital Quirónsalud Córdoba Isabel Ordóñez, sobre las enfermedades respiratorias -qué son, cómo se diagnostican, cómo se tratan y cómo podrían evitarse-. Tras las intervenciones de los especialistas, los pacientes y asistentes en general consultan las cuestiones que más les preocupan o sobre las que quieren conocer más detalles o tienen dudas.

La EPOC es la obstrucción al flujo aéreo que se produce en los pacientes debido a la inhalación de una sustancia tóxica, que suele ser el tabaco, según ha explicado el especialista. Así, fumar o respirar humo de tabaco durante un largo período de tiempo es la principal causa de EPOC. Por ello, se trata de una enfermedad que se puede prevenir, evitando el consumo de tabaco.

Sus síntomas iniciales son tos y expectoración, que continúan con dificultad para respirar (disnea) al andar y aumentar la actividad física, hasta que esta dificultad se produce en tareas cotidianas como vestirse o asearse. Para diagnosticarla, se realiza una prueba sencilla e indolora, la espirometría, que consiste en llenar los pulmones totalmente, para después soltar todo el aire de la manera más rápida que se pueda. Así se mide la cantidad y velocidad del aire de los pulmones. La espirometría revela una posible alteración y ayuda al diagnóstico, tratamiento y seguimiento de la EPOC.

Talleres en el Hospital Quirónsalud para ayudar a los pacientes respiratorios

El doctor Entrenas ha destacado que las personas con 40 años o más que fuman o hayan sido fumadores, pueden estar desarrollando EPOC, por lo que “es importante que se les realice una espirometría como medida más importante para diagnosticar la enfermedad antes de que tenga efectos graves. En la Escuela de Pacientes se revisan estos aspectos así como el tratamiento de la enfermedad para que “nuestros pacientes sepan reconocer el significado de los síntomas y el manejo de su patología”.

Respecto al tabaquismo, el especialista ha resaltado que se trata de una enfermedad crónica y adictiva que afecta al fumador durante toda la vida. Se suele iniciar en la adolescencia y en España casi una cuarta parte de la población se declara fumadora diaria, siendo la principal causa de muerte prematura en nuestro país y provoca más de 160 muertes cada día, unas 60.000 al año. La mayoría de los fumadores son adictos porque necesitan fumar para sentirse bien y ese consumo está fuera de su control, por la dependencia que causa la nicotina. Además, el tabaco contiene tóxicos, además de la nicotina, como el monóxido de carbono, nitrosaminas, alquitranes y sustancias oxidantes que producen disminución del rendimiento físico, mal aliento, lesiones en la piel y uñas y pérdida del gusto y olfato, y duplica el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares.

El doctor Entrenas ha insistido en que el tabaco es causa de la EPOC y factor agravante del asma y los fumadores tienen mayor riesgo de padecer neumonías, tuberculosis o gripe. Asimismo, causa el 30% de tumores malignos como el cáncer de pulmón.